Atlas, la otra pasión

Un destino de peregrinación digital para el aventurero con ansias de viaje.

Líneas de tiempo: corresponsal cultural

atlas-obscura

ATLAS OBSCURA

Ciudades en miniatura, iglesias construidas con huesos, pagodas movedizas, cráteres de lava, jardines con flores de vidrio, casas de papel, bibliotecas con libros encuadernados en piel humana. ¿Estás planificando tus próximas vacaciones? Ahí donde viajar parece haberse convertido en un nuevo derecho humano, y la diferencia entre el turista y el viajero es que aquel se desplaza esperando encontrar lo que ya sabe y éste se entrega a lo desconocido, el monumental sitio Atlas Obscura celebra los destinos menos famosos del mundo: en Moscú, una ciudad liliputiense levantada para un aniversario de la Revolución Bolchevique que replica cada detalle de la capital rusa como era en 1977 y en Faro, Portugal, una capilla católica con cimientos óseos y cráneos humanos como motivos decorativos. Destino de peregrinación digital para el aventurero con ansias de viaje, el Atlas Obscura acaba de convertirse en un librazo de quinientas páginas con un subtítulo atrapante (Guía del explorador de las maravillas ocultas del mundo) y, en su infatigable pasión por el movimiento, expresa una ambición de la época: el viaje como rito de iniciación. 

¿Cómo elegir un lugar? ¿Qué privilegiar y a qué renunciar? “No se escogen los lugares predilectos, se es requerido por ellos”, escribe el filósofo francés Michel Onfray en su ensayo Teoría del viaje y yo no puedo estar más de acuerdo: ¿qué razón atávica se esconde detrás de mi fanatismo por Nueva York y por Río de Janeiro, ciudades que sentí como propias desde la primera vez que las visité, aun antes de construir en ellas historia o sentido? Los lugares nos llaman (a cada temperamento corresponde una geografía: sólo es necesario encontrarla) y en un mundo donde el turismo se convirtió en una atracción mecanizada de ofertas previsibles, el atlas nos devela lo desconocido. “Biblia del nómade necesariamente alimentado de geografía, de geología, de climatología, de hidrología, de topografía, de orografía”, enumera Onfray: “Sobre un mapa se efectúa nuestro primer viaje, el más mágico, ciertamente, el más misterioso, seguramente”.

En las páginas infinitas del Atlas Obscura, una comunidad de exploradores se embarca en la búsqueda de lugares secretos para compartirlos con el mundo: el viaje se transforma en experiencia colectiva y rebelión contra el sedentarismo. “En una época donde todo parece haber sido explorado y no hay nada nuevo para ser descubierto, celebramos una manera diferente de mirar el mundo”, explican Joshua Foer y Dylan Thuras, dos amigos que fundaron el atlas en el 2009 para compartir sus mejores experiencias viajeras (la intimidad de una tarde con chimpancés en el Congo o el recogimiento truculento de una iglesia barroca totalmente vacía en Bolonia). Al cierre de esta columna, el atlas compila información y coordenadas sobre 10.258 lugares curiosos, “en tu propio barrio o alrededor del planeta”.

Como en la película La playa, cada tesoro oculto del Atlas Obscura responde a una limitación y una posibilidad: que uno no pueda encontrar ese lugar mágico por su cuenta y que alguien haya vuelto de ahí con ansias de contarlo. Si es cierto que cualquier atlas dice lo esencial pero no dice todo (le falta el aporte romántico de la literatura, la música o el cine), marearse en la pagoda movediza de Thaton, en Myanmar, saltar los cráteres del desierto de Karakum, en Turkmenistán, o simplemente conocer cualquier lugar, cercano o lejano, en el que nunca hemos estado escribe el relato de nuestra existencia y dice más de nosotros mismos que toda una vida de psicoanálisis. Según Onfray, “en el viaje descubrimos solamente aquello de lo que somos portadores”.

Publicado en La Nación

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s